5 formas de ver Netflix y aprender ruso
Ruso

5 formas de ver Netflix y aprender ruso

¿Cómo puedo aprender ruso desde mi casa? Si te has formulado esta pregunta alguna vez, estás de suerte, porque a continuación vamos a darte cinco propuestas útiles. Gracias a la proliferación de las plataformas de streaming, puedes usar Netflix para aprender ruso y, a la vez, divertirte. De esa manera conseguirás avanzar en tus conocimientos de gramática, vocabulario, lectura y pronunciación. Piensa que, además de estar entre los ocho idiomas más hablados del mundo, no es tan difícil de hablar como la mayoría de la gente piensa.

Es por ello que, si te animas a intentarlo, no puedes perderte los siguientes consejos para estudiantes de ruso.

1. Programa tus visualizaciones en Netflix para aprender ruso

ver netflix y aprender ruso

Viendo Netflix u otras plataformas de streaming, como Amazon Prime Video o HBO, puedes conocer el cine de cualquier país y Rusia no es una excepción. La cultura de esta zona es muy distinta a la Occidental y con este recurso tienes una gran oportunidad para ahondar tanto en esta como en su lengua. Y es que Netflix es una magnífica forma de sumergirte en otros mundos a través de la pantalla de tu televisor, smartphone o tablet. Además, es ideal para aprender por la posibilidad de ver los videos con subtítulos, tanto en ruso como en tu lengua materna.

Por lo tanto, si te interesa hay varios largometrajes y series que pueden ayudarte con este propósito. Para ello, lo primero que tienes que hacer es programar un periodo de tiempo cada semana para visualizar contenidos en este idioma. Para ello, utiliza el buscador para localizar la oferta visual que más se ajuste a tus gustos. Piensa que, con una rutina bien definida, será mucho más fácil mantener la constancia; sabrás que unos determinados días de la semana y a unas horas concretas, habrá llegado la hora de mejorar tu ruso mientras te diviertes.

Antes de nada, lo ideal es que sea a una hora del día a la que dispongas de la suficiente energía y capacidad de atención. En ese sentido, es cierto que ver la televisión antes de acostarte suena bien, Pero si lo haces así lo más probable es que te quedes dormido. Para cumplir con el propósito de avanzar en tu nivel de ruso, realiza esta actividad a horas en las que puedas concentrarte, tomar notas y memorizar sin dificultad.

De hecho, una de las ventajas de las plataformas de contenidos audiovisuales en línea es que puedes parar las emisiones cuando quieras. De esa forma tienes la opción de seguir viéndolas en el momento que más te apetezca. Y a eso se une el hecho de que puedes repetir cualquier escena cuantas veces desees. En el caso del ruso, que es una lengua de una relativa complejidad, el disponer de tanto contenido audiovisual, tanto oral como escrito, es una gran baza a tu favor para mejorar. Con las repeticiones y una escucha activa aprenderás vocabulario, reconocerás los acentos y pronunciarás mejor.

2. Descubre la herramienta LLN

En segundo lugar, este es uno de los consejos más prácticos que podemos darte. Si aún no la conoces, ahora puedes descubrir la herramienta LNN. Su nombre responde a las siglas Learning Language with Netflix (LLN). Es decir, que sirve exactamente para aprender idiomas con Netflix. Sus creadores son David Wilkinson y Ognjen Apic, dos desarrolladores informáticos que decidieron facilitar la tarea a los estudiantes de idiomas, para lo que lanzaron este servicio en 2018. Desde entonces ha sido un éxito, y cada vez tiene más usuarios. Funciona como una extensión Google Chrome.

El motivo es que esta herramienta facilita mucho la asimilación del idioma y, desde su creación, ha ayudado a miles de personas a mejorar sus conocimientos de otras lenguas. Para usarla solo tienes que instalar su extensión de uso gratuito en Chrome. A continuación, puedes escoger el largometraje o serie que desees ver y, por último, seleccionar los subtítulos en ruso. La herramienta LLN te proporcionará entonces dos formas de traducción, para que puedas entender todos los diálogos. La primera opción es la automática, que traduce de manera literal. La segunda se denomina humana, y traduce modismos y expresiones para que puedas entenderlos mejor.

Por otro lado, dispones de una opción que destaca el vocabulario más llamativo. Y esta herramienta no se queda ahí: también brinda recomendaciones y consejos. De ese modo, tengas el nivel de ruso que tengas, podrás sacarle partido de diversas formas. Te animamos a que pruebes este recurso para optimizar el tiempo que pasas viendo tus series y películas favoritas en ruso.

3. Haz un listado de contenidos para visualizar

haz un listado de contenidos para visualiza

Siguiendo con nuestros consejos, recuerda que esta plataforma de contenidos dispone de una amplia oferta de largometrajes y series. Por eso es importante, en un primer momento, hacer un repaso al catálogo que ofrece y elaborar una lista con lo que más te atraiga. De esta manera cuando lleves a cabo tus sesiones de contenido en ruso estarás aprendiendo de forma más amena para ti. Eso sí, ten en cuenta que la oferta de títulos puede ir cambiando con el tiempo y aunque seguro que siempre hay propuestas variadas, puede que alguna desaparezca de la plataforma.

No olvides hacer un repaso a los documentales, por si hay alguno en ruso que te merezca la pena. Su cadencia de voz y pronunciación suelen ser muy interesantes para aprender idiomas. El secreto está en que sean entretenidos y tu nivel te permita entender cuanto más mejor. Por otra parte, y como hemos destacado

anteriormente, es importante que cuando te pongas manos a la obra, lo hagas con una actitud activa. No basta con entender las tramas, el sentido de la historia o las relaciones entre los personajes; debes escuchar con interés y tratar de diferenciar las palabras.

Así mismo, cuando descubras una nueva expresión apúntala y memorízala. Y, si es posible, trata de usarla en algún contexto cotidiano para que te sea más fácil recordarla en el futuro. La escritura en ruso es bastante complicada al principio, pero si la dominas, lo ideal es que utilices los subtítulos.

4. Engánchate a series y contenidos rusos, como Sparta

Seguramente esta sea una de las series rusas con más éxito de los últimos tiempos. En ella se mezcla una trama de realidad virtual, investigaciones, detectives y pasiones. Uno de los beneficios de verla es que seguramente advertirás cierto salto cultural si las comparas con las de tu país. Te resultará enriquecedor, curioso y, a la vez, quizá también divertido. De hecho también te ocurrirá esto si la comparas con otras series del resto del mundo, ya que la cultura rusa se ha mantenido impermeable en muchos aspectos con respecto a la occidental.

Además, otra forma de mejorar tu nivel de ruso de una manera rápida es tratando de aprender y repetir algunos de sus diálogos. Para ello puedes seleccionar uno que te guste especialmente y en que figuren palabras y verbos que necesitas retener. Escúchalo y simúlalo hasta conseguir el mayor parecido posible. Por otra parte, si ya sabes leer escritura cirílica puedes ir leyendo los diálogos a medida que se van produciendo; incluso puedes hacerlo bajando el volumen y doblando tú mismo a los actores. De esa forma no solo aprenderás, sino que también te divertirás.

Claro está, el ya clásico plan de “película, sofá y manta” es siempre mejor cuando lo llevas a cabo con amigos. Y si estos, además, son nativos rusos, tendrás garantizado un buen empujón en tu aprendizaje. Así que, si conoces a alguno, queda con él para ver en Netflix en su idioma. De esa manera podrás preguntarle tus dudas, practicar y descubrir vocabulario nuevo. Como bien sabes, la inmersión lingüística es una de las estrategias más efectivas para mejorar tu nivel de ruso.

5. Anímate a ver Netflix en situaciones diferentes

En quinto lugar, si aún no has considerado esta opción déjanos decirte que puede ser extremadamente eficaz para ayudarte a aprender ruso. Así, sean cuales sean tus horarios tendrás a mano una herramienta para mejorar tu formación en cualquier parte. Y, si te es posible, combina lo que te ofrece Netflix con un profesor de ruso como los que ponemos a tu disposición en italki. Así podrás hacer paradas en todo momento para anotar tus dudas, recapitular y repasar. Además, podrás expresar tus impresiones sobre los diálogos tras cada capítulo.

Por otro lado, si sales a pasear o vas al gimnasio, puedes aprovechar algunos

momentos para mejorar tu nivel de ruso. Cada vez hay más personas que ven sus series preferidas desde el teléfono móvil mientras pedalean en una bicicleta estática y otros hacen lo propio en la cinta de correr, por ejemplo. . No lo dudes y aprende ruso mientras haces ejercicio físico para aprovechar doblemente tu tiempo. Muchas veces basta con estar pendiente del audio para no perder el hilo de los argumentos; así no será necesario que mantengas la atención en la imagen en todo momento.

Y, por último, no dejes de ser constante y ponerte metas

Ya que has descubierto estas cinco formas de ver Netflix para aprender ruso, puedes empezar a probarlas de manera progresiva. Así, cuando alguien te haga la misma pregunta de la que hablábamos al inicio, «¿cómo puedo aprender ruso desde mi casa?»,tendrás una buena respuesta que ofrecerle. Ya lo sabes: usa el cine y la televisión para aprender ruso, ¡y verás lo pronto que notas los resultados!

Related Posts