Shirley Vergara
Tutor de la comunidad
Transcription La cigarra y la hormiga Durante el verano, cantaba la cigarra sin parar ni un momento, mientras la hormiga con gran esfuerzo transportaba el grano a su escondrijo. Cuando llegó el invierno, la cigarra, sin nada que comer, fue a pedir a la hormiga un poco de comida. "Por favor," dijo, "tengo hambre. Déjame algún grano para pasar este invierno tan cruel." La hormiga preguntó: "¿Qué hacías tú en el verano cuando yo trabajaba sin descanso?" "Yo cantaba y cantaba bajo el sol radiante," respondió la cigarra. "¿Cantabas?" replicó la hormiga. "Pues ahora baila." Y la hormiga cerró la puerta. Moraleja La moraleja de esta fábula es clara: es importante ser previsor y trabajar duro para asegurarse un futuro seguro. La historia destaca el valor de la diligencia y la responsabilidad.
La cigarra y la hormiga de Jean de La Fontaine
work
trabajar
mirar
13 han respondido
26 de may. de 2024 15:24